Rafael Taborda, un formador de La Agustina


El profe ‘Rafa’ es uno de los tantos entrenadores en el predio glorioso que educan deportivamente a los más chiquitos con un trabajo que lo apasiona. 

Se terminó el año para los Cebollitas y para la Décimo Segunda División de Liga, el 2019 fue un año que muchos chicos en La Agustina recordarán para siempre.

Rafael Taborda, o el profe ‘Rafa’ cómo le dicen los peques junto a Candelaria Peralta, tienen una función importantísima: enseñarles no solo a jugar al fútbol a los niños sino también, y fundamentalmente, a inculcarles valores dentro y fuera de las canchas.

Rafael Taborada cuenta su función en La Agustina: “Soy profe de la categoría 2010, que es décimo segunda de Liga y de los Cebollitas. Trabajo en el club desde el 2009”.

Su experiencia con los chicos: “Convivir con los chicos es algo muy lindo. Porque todos los días es una nueva oportunidad para prender cosas nuevas”, dice ‘Rafa’.

“El año de los chicos fue muy positivo, hemos visto cómo han crecido futbolísticamente y en su formación cómo personas”, analiza el profe.

Una linda experiencia vivida en un viaje: “Una anécdota linda que recuerdo es la de un viaje. Un arquero rival no tenía guantes para atajar. Y nuestros arqueros le quisieron prestar. Hablaron con el profe del otro equipo y al final le prestaron los guantes al arquerito. Fue un lindo gesto”, narró Taborda.

Los valores, antes que patear la pelota: “A esta edad se les enseña a comprender el juego. Se les enseña los conceptos básicos del fútbol y las funciones básicas de cada posición y la técnica individual”, dice ‘Rafa’.

Y amplió: “A esta edad la primera función que tenemos es formar persona con valores, ser personas de bien, con valores, que estudien, que sean buenos hijos, buenos alumnos y compañeros. Luego inculcarles los valores básicos del fútbol. Es lo que creemos”

“A mí me hace feliz poder compartir, enseñarles y vivir con ellos este deporte hermoso que es el fútbol”

Los viajes, para afianzar el compañerismo: “Hemos viajado este año a La Para, a Laguna Larga y a Alicia. La consigna en los viajes es disfrutar y compartir con los compañeros cosas diferentes cómo un almuerzo y una cena. También hacer amistades con jugadores de otros equipos”, dijo Rafael Taborda. Un formador de la Agustina.