Los hermanos Watson, sangre albirroja en La Agustina


Nicolás, Franco, Benjamín y Gonzalo son cuatro hermanos que comparten la misma camiseta, la de Instituto.

Los cuatro hermanos juegan al fútbol en La Gloria, en distintas categorías de las Inferiores de Instituto, y en el partido del Selectivo ante Deportivo Ranqueles de La Pampa se dio una particularidad: Nicolás y Franco, que juegan para la Cuarta y la Séptima, compartieron cancha en el Monumental.

Nicolas Watson nació el 22 de mayo de 1998 en Córdoba, está en el club desde chiquito y su papá también jugó a la pelota, en muchos clubes: “Mi papá es Sergio Watson, lo vi jugar. Era un delantero con gol y muy ‘vivo’ dentro del area. Yo estoy hace 10 años en el club”.

Su posición en el campo, sus objetivos y sueños: “Mi posición natural es volante central y mi referente es Mascherano”, dice Nico y agrega: “Me gusta mucho el sacrificio partido a partido. Mi objetivo es hacer una pretemporada con la Primera y mi sueño es jugar para Instituto en el Monumental”.

Franco Watson nació en Córdoba el 25 de julio de 2002, está, al igual que sus hermanos, desde chico en el club: “Estoy desde los siete años en el club. Mi papá era un goleador y los consejos que nos da nos sirven muchísimo”.

El estilo de juego de Franco, su referente y sueños: “Mi posición siempre fue de volante interno o enganche y mi referente es Messi. Mi sueño es terminar la secundaria y lograr debutar en la Primera de Instituto”.

En el partido del Selectivo en el Monumental, Nicolás pudo compartir cancha con Franco, cuando su hermano ingresó en el segundo tiempo: “Fue una sensación muy linda jugar con mi hermano. Es muy lindo compartir cancha con un familiar, en este caso con mi hermano. Compartimos juntos la misma pasión. Fue inolvidable”, expresó el volante central de la Cuarta de AFA.

Su hermano Franco también disfrutó mucho de ese momento: “El partido que jugué con mi hermano fue algo único, algo que siempre quise lograr. Mi hermano es genial, se esfuerza día a día para lograr sus objetivos. Me pone felíz ver como el progresa y eso a mí me ayuda para poder mejorar como jugador y persona”, narró el encanche de la Sétima de AFA.

Los hermanos Watson, sangre albirroja en La Agustina y una pasión compartida por toda la familia: el fútbol.

Por: Juan Pablo Luna